viernes, 11 de enero de 2008

La Nueva Milla de Oro

A mi cada día me cuesta mas creer que el ayuntamiento de alicante no tiene confeccionado y totalmente acabado el PGOU de esta ciudad. Me cuesta mucho creer que vayan dando saltos y tomando decisiones a salto de rana. Que se vaya a poner un Hipercor en un punto de Alicante, no es una cosa que se haga de la noche a la mañana.
Todo el mundo sabe ya el rumor de que el siguiente irá en la cochera de Masatusa, así que luego no nos extrañemos cuando lo pongan. Dice Castedo que cuando se concedió la licencia, el grupo socialista de la oposición en el ayuntamiento voto a favor, o sea que conocía de la existencia del futuro centro comercial. Sigue quedando personal de aquella etapa en el grupo, no entiendo porque no se adelantaron a este notición. ¿Como puede ser que con una media de 8 horas diarias, que es lo que me imagino que deben trabajar, se les escapan tantas y tantas cosas que están dentro de los departamentos que deben cubrir? Pero esa cuestión los ciudadanos ya la tenemos también asumida.
Así pues, de la noche a la mañana tenemos una zona en Alicante donde ya hay un Lidl, un Ikea, un Centro Comercial Isla de Corfú (de Cívica, versus Ortiz) un centro comercial con un Hipercor, cines, hoteles; el macro centro deportivo-lúdico-especulador a doscientos metros, y todo sin apenas darnos cuenta los ciudadanos y el Rey Luís. Y los terrenos colindantes todos con edificaciones de las grandes promotoras de esta ciudad. Y sin ningún proyecto escolar, centro medico, ni social público en los alrededores, que para eso están allí ya los colegios concertados, para ocuparse de los cientos de niños que vivirán en un futuro en esa zona. Y si los que tienen ese Plan guardadito quieren, tendrán la Vía Parque que rematará la manzana. Que casualidades tiene la vida, ¿no?

No hay comentarios: