domingo, 12 de octubre de 2008

Citizenship Education for clumsy

Lo decía una niña el otro día en un recreo, es una tontería y además son ganas de gastar dinero sin ton ni son. Al final no saben a quien mirar, si al de Filosofía o al de Ingles, que no le pillan ni una.

Me refiero a tener dos profesores en una misma aula, que hablan distinto idioma y que se tienen que preparar la asignatura para poder impartirla a dos bandas. Los niños, que al igual que los borrachos suelen expresar verdades como templos, lo tienen mucho mas claro que la misma Conselleria de Educación. Es un disparate y un gasto extra. Todo para “matar” una asignatura que el PP considera imparte ideas y visiones que distorsionaran al niño. Como si el niño no viera la tele, no oyera conversaciones o no viviera su propio siglo.
Decía la Secretaria de Dirección en una entrevista en la radio, que se ha elegido esta asignatura y no otra, por casualidad para impartirla en Ingles, y el comentarista casi no podía aguantar la risa por la insulsa fe con que lo expresaba. Al mismo tiempo comentaba una profesora de Ingles, que ella interpretaba el texto como consideraba debía impartirse.
Un oyente comentó que en un colegio concertado, la clase la daba la directora que era religiosa, una vez al mes y que no utilizaba libro. A saber a que le estarán llamando Educación para la Ciudadanía en los colegios religiosos. Es un cúmulo de despropósitos los que están haciendo desde el PP en esta Comunidad que no hay quien lo resista. Es que ni comen ni dejan comer. Pero en esta ocasión están metiendo el dedo en una comunidad, la de profesores y maestros, que no van a permitir que se les doblegue solo por una cuestión política. Que es al fin y al cabo en lo que se ha convertido para la Comunidad Valenciana esta asignatura.

No hay comentarios: